#DeArtesanasPorElMundo – Mérida

#DeArtesanasPorElMundo – Mérida

No todo va a ser irse lejos ni viajes largos, a veces las sorpresas más agradables se encuentran a tiro de piedra y no lo sabemos hasta que nos damos con ellas de bruces. Esto fue más o menos lo que nos pasó en la visita a Mérida que hicimos este fin de semana.

Fuimos a cenar al restaurante Nico Jiménez, especialista en jamón y embutidos ibéricos extremeños (y Récord Guiness a la loncha más larga de jamón del mundo – 13,55m), y sólo tenemos buenas palabras. La comida estaba exquisita pero fue a la hora de pedir las bebidas, cuándo nos llevamos la mayor sorpresa. Tienen algunas cervezas artesanas propias muy premiadas que merece la pena reseñar.

La primera de todas las que probamos, que vino con los aperitivos, fue quizás la que más impacto nos provocó. Se llama “Motanera” y es una cerveza artesana de jamón ibérico. A priori puede provocar un poco de rechazo pero cuando la bebes la sensación es única. Es beberte un buen jamón ibérico extremeño de bellota de gran calidad literalmente. No hay otra manera mejor de describirlo la verdad. Recomendamos probarla sin ninguna duda.

Cerveza “Montanera” de jamón de bellota, doble malta con 7% de alcohol.

Una vez concluidos los entrantes y la primera de las cervezas, comenzamos la comida. Comimos a base de picoteo para poder probar cuantas más cosas mejor (mención especial a las croquetas de rabo de toro y la tosta de patatero y queso) y regamos todo ello con una Cerveza Pilsen muy fácil de beber. Es una cerveza suave que no quita protagonismo en absoluto a la comida pero que la acompaña perfectamente. Se trata, como muchas otras Pilsen, una cerveza rubia y fresca con un ligero amargor final que presenta un ligero toque cítrico al principio. Una cerveza, que aunque no deja de ser “corriente”, nunca es una mala opción.

Cerveza Pilsen y croquetas de rabo de toro en el restaurante Nico jiménez.

Para finalizar, pedimos de postre una especialidad de la casa: tarta de jamón. Simplemente genial y muy sorprendente (en nuestra vida pensamos que una tarta pudiera ser de jamón y estar buena jajaja). La acompañamos de su Cerveza Negra Ibérica de Bellota. De espuma densa y cuerpo robusto, tiene un sabor ligeramente dulce con toques a nuez, bellota e incluso chocolate en la parte final que la convierten en una gran acompañante para los postres dulces.

Y de postre… Tarta de jamón acompañada de cerveza negra de bellota ibérica.

En definitiva, una experiencia muy grata que recomendamos a todo el mundo que tenga la ocasión de disfrutarla. Esperamos que os haya gustado, y esperamos también comentarios y sugerencias si tenéis alguna.

¡Salud y buena cerveza!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *